Saltar al contenido

Los niños que sobreviven a un cáncer tienen muchas posibilidades de tener problemas crónicos de salud

Según un estudio publicado estos días en el Journal of the American Medical Association los niños que sobreviven a un cáncer infantil deben tener más precauciones que el resto a lo largo de su vida ya que tienen muchísimas probabilidades de tener problemas de salud de adultos.


El estudio, realizado en Holanda observó a 1300 individuos que habían sobrevivido a un cáncer infantil y observó que de ellos, el 75% tenían problemas crónicos de salud 20 y 30 años más tarde.


De ellos, el 25% tenían múltiples problemas de salud, y el 40% habrían sufrido al menos una severa, debidas al tratamiento con químicos, radiación y cirugía y suponen enfermedades como otros tipos de cáncer, obesidad, infertilidad, problemas neurológicos, problemas de aprendizaje, problemas hormonales,…


Una razón más para ser precavidos, ahora sabemos que los niños que hayan sobrevivido a un cáncer infantil tienen que tener aún más cuidado con su salud, y hacerse revisiones frecuentemente para evitar en el grado de lo posible estos problemas…