Saltar al contenido

Las embarazadas obesas tienen más riesgos de tener hijos con defectos congénitos

Hemos hablado varias veces ya del embarazo y la obesidad, las consecuencias que tiene tanto el peso del bebé al nacer, como el peso de la madre, y en relación a lo último parece que un nuevo estudio arroja una luz más, las mujeres obesas tienen más probabilidades de que sus hijos tengan malformaciones congénitas como por ejemplo la espina bífida, hernias o defectos en las extremidades.


El estudio ha analizado a 14300 mujeres embarazadas y ha sido publicado en la revista Archives of Pediatrics and Adolescent Medicine, en el artículo se ha dado una cifra concreta, las mujeres obesas (IMC<25) tienen el doble de posibilidades de que sus hijos nazcan con espina bífida, un defecto que afecta a 1 de cada 1000 nacimiento, pero además, también tienen un mayor riesgo de tener otros seis defectos:



  • defectos cardiacos

  • atresia anorrectal (ano obstruido)

  • hipospadias (malformaciones en la uretra

  • defectos en las extremidades

  • hernia diafragmática

  • onfalocele (un tipo de hernia)

Así que ya sabes, si estás pensando en tener hijos en algún tiempo, procura bajar de peso antes de ponerte a ello.