Saltar al contenido

Dos casas de apuestas distintas se atribuyen los 27 millones de euros del Euromillones

En el sorteo de Euromillones celebrado el pasado viernes día 15 de Junio, apareció un único acertante de máxima categoría al que correspondió un premio de nada menos que 26.938.896,00 euros, o lo que es lo mismo, unos 4.482 millones de las antiguas pesetas.

Tal como podemos comprobar en la web del Onlae, el boleto fue validado en la Administración nº 1 de Alaquás (Valencia):

El caso es que dos casas distintas españolas de apuestas on-line, desde las que es posible validar boletos de loterías y apuestas del estado, se están atribuyendo el hecho de haber vendido este boleto, algo que es imposible.

Por un lado, Ventura24 muestra un gran banner en el centro de su página, dando las gracias a todos sus usuarios y realizando una promoción especial por el hecho de haber sido ellos quienes vendieron el afortunado boleto:

Por otro lado, Loteria Castillo muestra otro aviso más discreto, indicando que fueron ellos los que validaron el boleto agraciado el día 15 con los 27 millones de euros:

Como es obvio una de las dos grandes casas de apuestas está mintiendo. Es posible que ambas trabajen con la misma administración de loterías donde se validó el boleto, pero lo que es imposible es que ambas vendieran ese mismo boleto, o lo vendió una o lo vendió la otra.
Puestos a hacer apuestas, yo me decanto por mucho por la segunda opción. En el primer caso, Ventura24 no tiene ninguna relación con la administración donde se validó el boleto, para dudar más todavía sobre ellos, ni siquiera indican en qué administraciones validan sus boletos, tan solo muestran la dirección de su empresa en la C/ Leganitos, 47 de Madrid, pero sin especificar dónde validan sus apuestas. En el segundo caso, Lotería Castillo sí que indica claramente que valida todos sus boletos en la Administración de Loterías Nº 1, Avenida Blasco Ibáñez, 22 – 46970 ALAQUAS (Valencia).
Por lo tanto, mucho cuidado con la publicidad engañosa que todo el mundo se apunta enseguida a las buenas noticias con tal de hacerse publicidad gratuita.