Saltar al contenido

Cosas que deberías saber sobre la gripe ahora que llega el invierno

Aunque me encantaría que no fuera así doy por hecho que todos los que visitáis este blog habeis tenido gripe alguna vez, un proceso infeccioso, producido por un virus que se caracteriza por el malestar general y que muy frecuentemente confundimos con los catarros o resfriados.


Ahora, en invierno, es el momento en que la gripe hace su aparición estelar y nos hace caer a todos en sus redes así que, es el momento perfecto para conocerla un poco mejor gracias a la Harvard Medical School que ha contestado algunas de las preguntas que todos tenemos sobre esta enfermedad:


¿Por qué se da más en invierno?


Pues aunque parezca curioso la gripe no tiene nada que ver con la temperatura, al menos no directamente, lo que pasa es que el frio hace las personas estemos más en casa y eso ayuda a que se contagie mucho más rápido.


¿Cuándo deberíamos no ir a trabajar o no llevar los niños al colegio?


Pues sería importante que nos cuidásemos de contagiar a otras personas o se convertiría en un círculo vicioso. Este momento correspondería en el resfriado con todo el tiempo que duran los síntomas, y curiosamente, también el día anterior a que empiecen, que es en el que somos más contagiosos. Con la gripe sería el periodo comprendido entre el día anterior a que empiecen los síntomas y los 5 primeros días de malestar.


¿Cuándo debemos ir al médico?


Pus personalmente yo diría que siempre, eso sí, tenemos que procurar no saturar las urgencias sino ir a nuestro centro de salud. Según Harvard lo correcto sería hacerlo si observamos alguna complicació como fiebre alta, dolor abdominal, dificultad para respirar, mocos, escalofríos,…


¿Cómo evitar contagiárselo a la familia?


Esta pregunta es bastante interesante, sobre todo para los que tenemos un familiar inmunodeprimido o niño en casa, los consejos prácticos de la escuela son:



  • Taparse siempre nariz y boca cuando nos sonemos o tosamos

  • Lavarse las manos continuamente especialmente cuando nos sonemos, tosamos, nos toquemos los ojos, nariz, o boca (salida de los gérmenes)

  • Mantener una distancia prudencial con el resto de las personas de la casa: no besarles, abrazarlas, estar en lugares cerrados,…

  • Procura que alguien desinfecte la casa continuamente incluidos los juguetes de los niños o la ropa


¿Puedes vacunarte de gripe si tienes un resfriado?


Sí, claro que sólo si no tienes fiebre alta, o estás muy débil.