Saltar al contenido

6 consejos para optimizar las finanzas de tu empresa

Tienes una empresa, un negocio o simplemente eres autónomo. Apostamos lo que quieras a que uno de tus problemas clave es la falta de liquidez. El hecho de tener que hacer frente constantemente a compras, inversiones, impuestos y otros gastos imprevistos hacen que la planificación sea algo absolutamente imprescindible de cara a poder conseguir resultados positivos con tu empresa.

Déjanos, pues, que te demos algunos consejos para optimizar las finanzas de tu negocio, de modo que luego no tengas problemas o te lleves un susto.

6 consejos para optimizar las finanzas de tu empresa
6 consejos para optimizar las finanzas de tu empresa

Los 6 consejos clave para optimizar las finanzas de tu negocio

Quienes no entienden de finanzas suelen pensar que tener mucha financiación es igual a éxito, lo cual se ha demostrado una y otra vez que no es así. En cambio, hay empresas pequeñas que han echado mano de la creatividad y la necesidad de mantener los gastos a raya, para conseguir resultados increíbles invirtiendo mucho menos dinero.

Algunos consejos que te pueden ayudar a mejorar las finanzas de tu empresa son los siguientes.

1. Optimiza tus inversiones. Por ejemplo, es probable que estés invirtiendo una gran cantidad de presupuesto en campañas de publicidad PPC. Pero, ¿es realmente rentable? ¿cuánto necesitas invertir para conseguir beneficios? ¿se pueden mejorar esos resultados para ahorrar dinero? Busca la ayuda de un buen consultor SEM.

2. Lleva la contabilidad al día. Llevar una buena gestión y contabilidad completamente al día para evitar sanciones y penalizaciones de Hacienda, así como gastos imprevistos que pueden suponer un problema de liquidez en las arcas de tu negocio.

3. Ten un fondo de maniobra. Toda empresa necesita tener un fondo de maniobra para hacer frente a imprevistos, emergencias y tener margen para moverse en una situación de crisis.

4. No descapitalices tu empresa. El hecho de que necesites ahorrar no significa que tengas que descapitalizar tu empresa, o reducir presupuesto en aquellas áreas que precisamente hacen que tu negocio sea competitivo y pueda obtener ingresos.

5. No dependas tanto de los bancos. Se dice con frecuencia que la financiación depende de los bancos, de la facilidad de tu negocio para conseguir crédito. Sin embargo, lo que te aconsejamos es que no te metas en operaciones que no estén claras o supongan un alto riesgo, procura reducir tu dependencia de los bancos y buscar otras fórmulas de financiación.

6. Crea varias fuentes de ingresos. Si quieres tener una buena financiación, es importante disponer de varias fuentes de ingresos y re-invertir beneficios para construir más activos que puedan generarte nuevos ingresos en el futuro.