Saltar al contenido

5 errores de los medios sociales para evitar en el mercado laboral

¿Eres un “crítico chillón” en los medios sociales o un “superfluo póster”? Si una de estas descripciones te va bien, respira hondo y piénsalo dos veces antes de publicar indiscriminadamente, porque podría costarte una oportunidad de trabajo.

Según una encuesta recientemente publicada por OfficeTeam, una división de Robert Half que se especializa en la colocación temporal de profesionales de apoyo administrativo y de oficina, los comentarios negativos o inapropiados (45 por ciento) fueron el error más común de los medios sociales que saca a los solicitantes de empleo de la carrera por un puesto. Cerca de uno de cada tres (35 por ciento) gerentes de RRHH dijeron que publicar o ser etiquetado en fotos cuestionables es otro error digital importante.

5 errores de los medios sociales para evitar en el mercado laboral
5 errores de los medios sociales para evitar en el mercado laboral

Sorprendentemente, lo contrario también puede ser cierto. El diecisiete por ciento de los profesionales de RR.HH. dijeron que no publicar regularmente o tener un perfil incompleto, anticuado o sin perfil en los medios sociales puede reducir las probabilidades de ser contratado.

â??La gente a menudo cree que publicar en los medios sociales es simplemente una diversión inofensiva, pero en realidad, los empleadores con frecuencia buscan en Internet para saber sobre posibles contratacionesâ?, dijo Brandi Britton, presidenta de distrito de OfficeTeam, en una declaración escrita. â??Los profesionales deberÃan pensar más allá de eliminar el contenido poco favorecedor de sus cuentas digitales para poder impresionar a los gerentes de contratación mostrando sus logros profesionales y su participación en la industria.â?

Para ayudar a mejorar sus probabilidades de ser contratado, OfficeTeam desglosa cinco tipos de profesionales que cometen errores en los medios sociales y proporciona consejos para ayudarle a evitar estos errores.

1. El crítico malhumorado. No es tímido a la hora de compartir comentarios desagradables con el mundo. Ningún tema está fuera de los límites, incluyendo a los antiguos colegas y la política.

Consejo: Ejercer discreción cuando se publique en sitios de redes sociales, blogs o comunidades en línea. Nunca se sabe quién puede ver tus comentarios.

2.El superfluo cartel de la autoestima. Postea copiosas cantidades de fotos y selfie, pero no siempre exactamente profesional o apropiado para la oficina.

Consejo: Eliminar o desmarcarse de cualquier imagen que pueda levantar las cejas. Utilice una fotografía de perfil pulida.

3. El transgresor de la información demasiado grande. Publica cada detalle cuando asiste a una fiesta, juega un juego o hace una prueba en línea â ya sea que quiera saber o no.

Consejo: Tenga en cuenta que ciertos temas pueden hacerle parecer poco profesional. Use su mejor criterio cuando comparta las actualizaciones de estado y compruebe su configuración de privacidad para controlar quién en su red tiene acceso a qué información.

4. El contador de conexiones. Invita a cualquiera a unirse a su red. Cuando se trata de contactos en los medios sociales, esta persona favorece la cantidad sobre la calidad.

Consejo: Sé selectivo con quién te conectas y concéntrate en fomentar las relaciones profesionales. Tener a las personas adecuadas en su red puede ayudar a avanzar en su carrera, y los posibles empleadores también pueden llegar a estas personas para saber más sobre usted.

5. El redactor indolente. Tiene un enfoque poco convencional de los medios de comunicación social. Los perfiles online de este individuo son escasos, y las actualizaciones son escasas.

Consejo: Muy poca información puede funcionar en su contra. Destaca tu historial de trabajo y tus logros en sitios como LinkedIn. Describe tus habilidades y experiencia para ayudar a los empleadores a encontrarte. Muestra un interés en tu industria participando en grupos y foros web relevantes.