Saltar al contenido

4 mejores maneras de resolver un desacuerdo con un compañero de trabajo

¿Gerente de contabilidad como árbitro? Muchos jefes de contabilidad y finanzas han añadido la resolución de conflictos a sus responsabilidades laborales, ya que terminan mediando en las disputas entre los miembros de su personal.

En una nueva encuesta de la empresa de personal Accountemps, los ejecutivos de finanzas dijeron que dedican el 15 por ciento de su tiempo -o seis horas a la semana- en promedio a gestionar los conflictos laborales. Los resultados reflejan estudios similares realizados ya en 1991.

4 mejores maneras de resolver un desacuerdo con un compañero de trabajo
4 mejores maneras de resolver un desacuerdo con un compañero de trabajo

Mike Steinitz, director ejecutivo de Accountemps, dijo que cuanto más tiempo pasen los gerentes reduciendo las fricciones entre los compañeros de trabajo, menos tiempo tendrán para abordar a los profesionales de los negocios.

Los líderes de las empresas deben buscar activamente formas de crear una relación entre colegas para ayudar a prevenir los problemas antes de que salgan a la superficie, añadió.

“No es realista esperar que los trabajadores se lleven bien todo el tiempo”, dijo Steinitz en una declaración escrita. “Pero no todos los asuntos deben ser llevados a la gerencia. Los empleados que pueden manejar adecuadamente el conflicto con tacto y diplomacia están en mejor posición para asumir roles de liderazgo en el futuro”.

Accountemps ofrece las siguientes cuatro formas en que los contadores y otros profesionales pueden manejar los conflictos de trabajo con gracia:

1. Mostrar empatía. No todo el mundo va a ver ojo a ojo. Haz un esfuerzo para entender la situación desde el punto de vista de tu compañero de trabajo. Escuchar su opinión puede ayudarle a resolver más rápidamente la disputa.

2. Actúa rápidamente. 3. Intente manejar el desacuerdo de manera oportuna. Los conflictos pueden perturbar a otros, así que no dejes que los problemas se enconen.

3. Traigan a un tercero. Si no hay una resolución a la vista, pídale a un gerente o representante de recursos humanos que medie.Esta persona puede ofrecer una perspectiva externa y recomendar un camino productivo.

4. No me guardes rencor. Una vez que lleguen a un acuerdo, asegúrense de que usted y su colega dejen el asunto en paz. Aprendan de la experiencia y discutan cómo pueden evitar posibles problemas en el futuro.